Este precioso gatito vivía hasta hace poco en la calle, a pesar de ser un gato totalmente dócil, muy bueno y tremendamente cariñoso. Pasó por un prolapso rectal, seguramente causado por parásitos, que ya está solucionado. Está esterilizado y no tiene ninguna enfermedad infecciosa.
Barrigolas ha sufrido mucho en la calle. Se merece encontrar el mejor de los hogares. Si puedes ofrecérselo contacta con nosotros. Contacto: info@apadan.org